Monrabal, adjudicatario para la instalación eléctrica del nuevo hospital de Curicó

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

El nuevo hospital de Curicó tendrá a Monrabal como adjudicatario para la ejecución de la instalación eléctrica. La adjudicación, realizada por parte de OHL, tendrá un importe de 22,8 millones de dólares.

La proyección de los trabajos contempla la construcción de un centro hospitalario de nueva planta. En sus instalaciones habrá lugar para doce pabellones de cirugía, que darán servicio a una capacidad de 400 camas. El hospital de Curicó dispondrá de una superficie total construida de 102.930 metros cuadrados que se distribuirán en nueve alturas, dos de ellas en el subsuelo.

La atención hospitalaria de este nuevo centro contará con ocho boxes para urgencias, cinco salas integrales de parto, 27 boxes para procedimientos y más de 50 consultas en las que especialistas clínicos llevarán a cabo su trabajo.

Además, el nuevo hospital de Curicó seguirá los criterios de un modelo propio de eficiencia energética, y tendrá un parking que dará soporte a ocho centenares de coches al mismo tiempo, aparte de un helipuerto destinado a traslados urgentes que formen parte de la red nacional de salud.

Este proyecto supone un ambicioso reto más en la trayectoria de Monrabal, que cuenta con una amplia experiencia en la ejecución de instalaciones eléctricas para establecimientos hospitalarios, con una veintena de proyectos que suman más de un millón de metros cuadrados tanto en Chile como en España.